Mi trampa quedó despeinada de tanto mamar pene

8 min

No le daría tanta importancia si no fuera porque ella cuida mucho su aspecto físico, siempre va a salones de belleza a hacerse tratamientos capilares, a teñirse el pelo, todo eso, yo la veo igual siempre pero para quedar bien le digo que se ve hermosa!, pero esta vez ella dejó ese cuidado especial de lado por su adicción a chupar pinga, en serio la flaca me la chupó con ganas y de verdad sentí ese mameluco mucho más intenso que otros que me ha hecho, normalmente no pasa de dos minutos de mamarla y ya la estoy clavando, esta vez se pasó un buen rato chupándose rico este trozo, qué linda la flaca, no me gusta que sea la trampa pero la vida lo quiso así.