Le salvé la vida y me dejó atorarla contra el tráfico!

13 min

Es una potona que vive cerca de mi casa, estábamos esperando el alimentador del metropolitano y un colectivo de mierda casi se sale hasta la vereda y yo como un verdadero héroe la tomé con mis brazos y la aparté ante la mirada de los demás peatones, jaja todos mirando como cojudos y yo ganándome con una buena punteada, pero la firme que sí pudimos haber aparecido en las noticias de la tarde, nos la pasamos todo el día conversando, ta’ mare si hubiera hablado con ella desde mucho antes… de la que me estaba perdiendo, pero menos arrepentimientos y más chuculún!, dos días después nos fuimos al cine y saliendo nomás nos fuimos al telo, ella lo sugirió y me hizo un buen mameluco, pero lo mejor fue darle por el culo «me salvaste, ahora goza, es mi agradecimiento» fue lo que me dijo.