Gracias a ella sané, le agradezco con mi puño en la concha

10 min

Literalmente la hice alucinar rico, es que esta flaca es enfermera y estuve delicado de salud y ella me cuidó mientras los doctores cambiaban sus guardias y toda la huevada, la cosa es que en serio me cuidó muy bien, además de ser muy cariñosa y me hacía reír, nos hicimos buenos amigos y antes de que me dieran de alta le pedí su fono, semanas después la invité a salir y le agradecí con sexo, pero no solo penetración con este buen trozo que ella por supuesto disfrutó como nunca, me pidió ya que estábamos cachando rico «méteme tu puño, quiero tu puño en mi útero perro!!» jaja, se la metí y qué rico gozó mi enfermera favorita.