Culona mamoneó un trozón en micro obedeciendo el pico y placa

6 min

Semejante lomazo es Isabella Obregon, una colombiana bien rica que se enteró que en nuestra capital se viene aplicando el pico y placa para evitar tanto tráfico en la recontrasaturada ciudad, ella piensa que puede dar resultados si la gente no sale con su pendejada criolla, además para hacernos ver que puede funcionar se subió a un micro en su ciudad natal y en el viaje se calateó, se puso bien arrecha y el pata que la acompañaba cumplió como debía con lo que ella pedía, le dio de mamar una pinga digna de ella, pero no se quedó solo en eso, la jermita también quiso su respectiva medida de aceite y se la dieron, a pesar de los baches y frenones que el chofer metía!